Figueras: “Las historias de horror existirán mientras necesitemos exorcizar los dolores padecidos”

“Todos los demonios están aquí” transcurre durante la crisis argentina del 2001.
Figueras sostiene que el género de ficción más adecuado para contar la historia argentina de los últimos 50 años es el terror y se pregunta: “¿Qué otro envase narrativo puede transmitir mejor lo que significaron los años de la dictadura, convivir con los fantasmas de los desaparecidos, el trauma de las hiperinflaciones, la fiesta artificial del uno a uno y la desintegración del país que casi nos llevó puestos en el 2001?”

Fuente: Télam

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: